Skip to content

Infecciones Vaginales

Conoces de qué se trata la vaginosis bacteriana?.  Aunque muchas mujeres hemos escuchado hablar sobre los diferentes problemas que se pueden presentar en la zona íntima, no muchas conocen en detalle esta afección y cómo tratarla de manera adecuada.  Estos agentes infecciosos pueden presentarse a cualquier edad, tanto para mujeres activas sexualmente, como las que no lo están.  Aunque es especialmente visible en el embarazo.

infecciones vaginales

Y es que la mayoría hemos sufrido algún problema parecido por lo menos una vez en nuestra vida, por este motivo es necesario conocer cómo mantener la salud de nuestra flora vaginal.

No se debe confundir

No debes confundirla con las secreciones normales que tiene cualquier chica.  Al menos las adolescentes se suelen alarmar mucho cuando ven manchas blancas o amarillas en su ropa interior, y es algo totalmente normal cuando se llega a la pubertad.

Se trata de un fluido que requiere la vagina para poder limpiarse y mantener con la humedad equilibrada.  Así que despreocúpate si tu secreción tiene alguna de las siguientes características:

  • Turbia y de color blanco.
  • No desprende ningún olor desagradable.
  • Tiene una textura parecida a la de la clara de huevo, cuando te encuentras ovulando.

Estas características son totalmente normales, pero si te llegan a molestar, puedes utilizar alguna toallita absorbente.  Es importante que tu ropa interior sea de algodón, para que la zona pueda transpirar y mantener su pH regulado.

Debes lavar todos los días la parte externa de tus partes íntimas, utiliza un jabón que sea pH neutro, y siempre sécala bien.  Las toallas desodorizadas no son buenas para la flora vaginal, no los aerosoles, o desodorantes vaginales.  Evítalos.

Si todavía no conoces la Guía: Infecciones por Hongos No Mas de Linda Allen, te estás perdiendo de una gran oportunidad para eliminar los Hongos definitivamente! 😀

Tipos de vaginitis frecuentes

Las clases más comunes son las siguientes: clamidia vaginitis, Candidiasis vaginal (o la vaginitis provocada por el hongo cándida, una de las más comunes), vaginitis viral, vaginosis bacteriana, la que no es infecciosa, tricocomoniasis, y finalmente la viral.

infecciones

A continuación voy a detallarte cada una, de manera que tengas una idea más clara de lo que te puede ocurrir:

Vaginosis Bacterianas

Es común reconocerlas por su olor.  Tiene un olor característico del pescado grasáceo o blanco, el cual se acentua mucho después de mantener relaciones sexuales, y el flujo vaginal resulta muy débil.  Es común sentir irritación en toda el área genital, así como dolores al orinar.

Este tipo de infección debe ser tratada adecuadamente, ya si no haces nada, es imposible que desaparezca con el tiempo.  El tratamiento es mucho más urgente si te encuentras embarazada.

Clamidia Vaginitis

Resulta bastante sencillo de diagnosticarla, lo malo es que normalmente se presenta sin ningún tipo de síntomas, así que si sufres de irritación o picores, es poco probable que la sufras.  Pero puedes experimentar flujo con un olor desagradable, de color blanquecino.

Normalmente se transmite a través de relaciones sexuales.  debes tratarla a tiempo, caso contrario puede extenderse a través del útero, trompas de falopio, y todo el aparato reproductor.

Candidiasis Vaginal

Es la afección más común entre las mujeres.  Ya se ha hablado bastante sobre este tema en el blog.  pero cabe destacar que sus síntomas más comunes son la picazón, irritación en la zona vulvar, e inflamación en la parte perineal.  El flujo suele ser un poco desgradable, de la textura de un yogurt y de color blanco, o incluso amarillo.

En pocos casos la infección desaparece por sí sola, pero no es lo más frecuente.  La picazón constante, y el roce d el vulva, hacen del cándida un lugar propicio para crecer.  Debes evitar utilizar ropa que favorezca la humedad y el calor en la zona vaginal.

Vaginitis Viral

Normalmente se transmite a través de las relaciones sexuales, y se produce en la mayoría de los casos por el virus papiloma humano (VPH), o herpes simple (VHS).

Con el primero aparecen ampollas en la zona afectada, que luego se pueden traducir en úlcera, mientras que con el segundo se generan verrugas en los genitales.

El primero no tiene cura, pero se trata directamente sobre los síntomas.  El segundo sí tiene cura, que pasa por extirpar las verrugas a través de tratamientos químicos o por quirófano.

Vaginitis no infecciosa

Es bastante común que se origina a través de proceso alérgico, que viene provocado por algún espermicida, spray, o alguna ducha vaginal.  Normalmente se manifiesta a través de un dolor recurrente al nivel de la pelvis, con picazón, flujo y ardor.

Vaginitis Tricomoniasis

Se caracteriza principalmente por su fuerte olor a moho, la secreción suele ser verdosa o incluso amarillenta.  Produce mucha picazón y ardor vaginal.  Se transmite a través del sexo, con lo cual, la pareja debe ser tratada de la misma manera.

Causas

Causas de las infecciones vaginales

Este tipo de infecciones bacterianas tienen su origen en el crecimiento de un hongo llamado: cándida albicans, y comúnmente también lo encontrarás bajo el nombre de “levadura“.  Esta levadura se encuentra en mayor proporción en mujeres, y de forma natural el cuerpo se encarga de mantenerla bajo control.  No solo se localiza en la vagina, también es común encontrarla en el tracto digestivo en en la boca.

Esta alteración se debe a que existe un desequilibrio de los microorganismos en la vagina, dandole vía libre a la levadura para que crezca, causando como consecuencia una serie de infecciones.  Corres más riesgo de infectarte justo antes, o después del período menstrual.  Las causas de este desequilibrio son las siguientes:

  • Tratamientos agresivos con antibióticos.  Si el médico te receta antibióticos fuertes, es probable que seas vulnerable a contraer hongos vaginales.
  • El consumo de anticonceptivos.
  • La etapa del embarazo.
  • El sobrepeso.
  • La diabetes.
  • El sida
  • El consumo de esteroides.
  • La ropa que no permite una correcta ventilación de la zona íntima.  A los hongos les encanta el ambiente caluroso y húmedo.  Por este motivo es recomendable usar ropa interior de algodón, y evitar la ropa apretada.

Cuáles son los síntomas?

cuales son los sintomas de las infecciones vajinales en mujeres

Puedes interpretar varias señales que te advierten de infecciones, como flujos vaginales muy espesos de color blanco, con una textura muy parecida a la del queso cottage.  Puede incluir fuertes olores.  También podrías experimentar ardor vulvar, picazón, irritación, enrojecimiento del área vaginal.

Si la infección es mas severa puedes sufrir de hinchazón en los labios de la vagina.  Es común también que sufras de dolores al orinar o al tener relaciones sexuales, u orinar con mucha frecuencia.  La inflamación ocasiona una apertura urinaria.

Es importante que las mujeres entiendan que no se puede alterar el pH vaginal con productos como champús, o lociones.  Si utilizas este tipo de productos debes tener en cuenta que el ph debe ser neutro, de esta manera te evitas recaer en este tipo de problemas.

Problemas de salud

Estas infecciones pueden desencadenar en una vulvovaginitis, y no se trata como tal de un problema grave de salud, así que tampoco debes alarmarte por ese lado.  Los hongos vaginales, pueden llegar a ser muy molestos, y pueden desencadenarse en infecciones mas graves, pero no conllevan problemas de salud graves.  No obstante es importante que un medico te diagnostique, ya que podrías sufrir de otro problema.

Prevenciones

La mejor prevención siempre será una buena higiene.  Es probable que puedan reaparecer.  Realmente no sirve de nada que apliques el mejor tratamiento si luego no tienes en cuenta las siguientes acciones preventivas:

  • No utilices baños de burbujas, tampones con aroma, jabones con perfume, desodorantes y talcos para la vagina, ni aerosoles.  Lo único que lograrás es una fuerte irritación que posteriormente derivará en vaginitis.
  • Siempre manten la zona seca y limpia.  Para estos debes utilizar un jabón suave, y limpiar bien la zona externa.  Siempre sécate bien después del baño, ya que la humedad es el ambiente preferido de los microorganismos.
  • Si vas a la piscina o la playa, intenta no permanecer mucho tiempo con la ropa húmeda, al menos no en sobre la zona íntima.
  • La ropa ajustada tampoco suele ayudar, ya que no permite transpirar a la vagina, provocando un ambiente cálido, y húmedo, muy propicio para crecimiento de hongos.
  • Debes evitar el uso de ropa interior de nylon o licra.  El algodón es la mejor opción para evitar la humedad.  En el peor de los casos puedes utilizar ropa interior fabricada con un porcentaje de algodón.
  • No mantengas relaciones sexuales si sufres de esta afección, ya que la probabilidad de contagio a tu pareja es muy alta.
  • Evita las situaciones de estrés muy alto.

El seguimiento de estas buenas buenas prácticas potenciará la acción de los tratamientos que adoptes.

Solución

Si ya has entrado previamente a mi blog, debes saber que yo sufrí esta afección, y que los medicamento, y tratamiento farmacológicos no pudieron ayudarme.  Siempre recomendaré las opciones naturales, por 4 motivos: es lo que a mí me funcionó, actúan rápidamente sobre los síntomas, ayudan a curar estos problemas definitivamente, y te ahorras mucho dinero.

 

Infecciones Vaginales
5 (100%) 4 votes